Chaetodontoplus septentrionalis

Familia : Pomacanthidae

PEPPINO.gif
Texto © Giuseppe Mazza

 


Traducción en español por el Prof. José Campos

 

Chaetodontoplus septentrionalis, Pomacanthidae, Pez ángel de rayas azules

Chaetodontoplus septentrionalis está presente solo en la parte norte del Pacífico occidental, donde puede alcanzar los 22 cm de longitud © Giuseppe Mazza

Chaetodontoplus septentrionalis (Temminck & Schlegel, 1844), vulgarmente conocido como Pez ángel de rayas azules, pertenece a la clase Actinopterygii, los peces con aletas radiadas, al orden Perciformes y a la familia Pomacanthidae, dedicada a los Peces ángel, que está integrada por 8 géneros y casi un centenar de especies, de aspecto quizás angelical pero con una larga y punzante espina opercular.

No es casualidad, de hecho, que el nombre genérico Chaetodontoplus derive del griego «χαίτη» (kaite) = cabello y «ὀδών» = (odón) diente, la misma raíz que la de Chaetodon, el variopinto Pez mariposa, con «dientes en forma de cerdas «, pero con la adición de» ὅπλον «(òplon) = escudo, debido a la presencia de esta llamativa espina defensiva.

El nombre específico septentrionalis se refiere en latín a su ubicación geográfica, ya que Chaetodontoplus septentrionalis está presente solo en la parte norte del Pacífico occidental.

Chaetodontoplus septentrionalis, Pomacanthidae, Pez ángel de rayas azules

En la gran aleta dorsal y en la anal, las líneas azules se multiplican, creando arabescos sobre un fondo oscuro. Los machos las extienden en la parada nupcial o para aumentar repentinamente de tamaño para desanimar a los depredadores, mientras que la llamativa y ondulante aleta caudal amarilla desvía la atención de la cabeza © Giuseppe Mazza

Zoogeografía

El Pez ángel de rayas azules se encuentra, partiendo desde Malasia, a lo largo de las costas de Tailandia, Camboya, Vietnam, China, Taiwán, las islas Ryukyu y Ogasawara, hasta Corea del Sur y Japón.

Ecología-Hábitat

Es una especie sedentaria asociada a arrecifes y formaciones madrepóricas, que típicamente nada entre 5 y 20 m de profundidad.

Morfofisiología

Puede alcanzar 22 cm de longitud. El perfil del cuerpo, muy comprimido lateralmente y casi rectangular con aletas extendidas, se asemeja al de los peces mariposa, pero el hocico es mucho más corto con labios fuertes y boca protráctil.

Chaetodontoplus septentrionalis, Pomacanthidae, Pez ángel de rayas azules

Los jóvenes son completamente distintos. Al principio son negros con las aletas posteriores de borde amarillo y una banda vertical amarilla detrás de la cabeza. Luego, comenzando por la cabeza, aparecen líneas azules sobre fondo amarillento y gradualmente adquieren la librea definitiva mientras la aleta caudal se vuelve amarilla © Graham Edgar, Reef Life Survey

Llaman inmediatamente la atención las 7-8 líneas horizontales de color azul claro sobre un fondo marrón anaranjado, como en Pomacanthus annularis, que, sin embargo, es una especie que mide casi el doble, con líneas curvas y un característico dibujo de anillo en la parte superior de la cabeza. En la gran aleta dorsal y en la anal, casi simétricas, las líneas azules se multiplican, casi creando arabescos sobre un fondo oscuro. Los machos las extienden en la parada nupcial o para aumentar repentinamente de tamaño, cuando el pez se siente en peligro y quiere desanimar a los depredadores, mientras que la llamativa aleta caudal amarilla desvía la atención de la cabeza con un movimiento ondulante.

Los juveniles son completamente diferentes. Al principio son negros, con el borde de las aletas posteriores de color amarillo y una banda vertical amarilla detrás de la cabeza. Luego, comenzando por la cabeza, adquieren gradualmente la librea definitiva mientras que la aleta caudal translúcida se vuelve amarilla.

Etología-Biología Reproductiva

Chaetodontoplus septentrionalis vive aislado, en pareja o más raramente en grupos de tres individuos. Se alimenta de esponjas, ascidias y algas filamentosas.

Chaetodontoplus septentrionalis, Pomacanthidae, Pez ángel de rayas azules

Aunque no es una especie amenazada, sigue siendo un pez poco idóneo para acuarios domésticos: difícil de alimentar, a menudo muerde por hambre a los corales vivos y está sujeto a enfermedades. Debe dejarse en su mundo o en el más expuesto de los acuarios públicos que sepan cómo alimentarlo y controlar los parámetros del agua © Giuseppe Mazza

Después del ritual de cortejo, en el que el macho nada con las aletas extendidas, acostado horizontalmente sobre un lado, a veces tendido sobre el fondo, los huevos fecundados se confían a las corrientes.

Debido a su belleza, es un pez muy demandado por los aficionados a los acuarios, tanto que en Taiwán se cría para su exportación. No se sabe si pueden reproducirlo o, como es probable, si simplemente crían en grandes tanques las larvas recolectadas en alta mar. Aunque no se trata de una especie amenazada, no es adecuada para acuarios domésticos: es difícil de alimentar, a menudo muerde por hambre a los corales vivos del tanque, matándolos, y es susceptible a enfermedades. Necesita grandes tanques con muchos refugios y, por lo tanto, es un pez adecuado solo para acuarios públicos.

Actualmente, la resiliencia de la especie es mediana, con una posible duplicación de sus efectivos diezmados por eventos en 1,4-4,4 años, pero el índice de vulnerabilidad es moderado, marcando solo 25 en una escala de 100.

Sinónimos

Holacanthus septentrionalis Temminck y Schlegel, 1844.

 

→ Para informaciones generales sobre peces ver aquí.

→ Para apreciar la biodiversidad de los Osteichthyes, los PECES ÓSEOS, y encontrar otras especies, clicar aquí.