Handroanthus impetiginosus

Familia : Bignoniaceae


Texto © Pietro Puccio

 

SUSANA.gif
Traducción en español de Susana Franke

 

En la naturaleza, el l’Handroanthus impetiginosus puede alcanzar los 30 m de altura © G. Mazza

En la naturaleza, el l’Handroanthus impetiginosus puede alcanzar los 30 m de altura © G. Mazza

La especie es originaria de Argentina nororiental, Bolivia, Brasil, Colombia, Costa Rica, El Salvador, Guyana Francesa, Guatemala, Honduras, México central y meridional, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Surinam y Venezuela, donde crece ya sea en las forestas deciduas que en las pluviales hasta cerca los 1400 m de altitud.

El nombre del género es la combinación del nombre del botánico brasileño Oswaldo Handro (1908-1986) y del término “anthos” = flor; el nombre de la especie deriva del latín “impetigo, inis” = impétigo (una enfermedad cutánea), se creía que la planta pudiera curar esa enfermedad.

Nombres comunes: lavander trumpet tree, pink ipê, purple tabebuia, purple-trumpet tree, red lapacho (inglés); ipê-de-minas, ipê-preto, ipê roxo, ipê-roxo-da-mata, ipê-roxo-de-bola, ipê-roxo-do-grande, pau-cachorro, pau-d’arco-roxo, peúva, peúva-roxa, piuna, piuna-roxa (portugués-Brasil); amapa, amapa colorada, amapa morada, lapacho crespo, lapacho negro, lapacho rosado, to’obo (español).

El Handroanthus impetiginosus (Mart. ex DC.) Mattos (1970) es un árbol deciduo alto 8-12 m, si bien en su hábitat pueden alcanzar los 30 m, y el diámetro del tronco llega a 80 cm, con copa semiglobosa y corteza gris oscura, lisa en las plantas jóvenes, luego rugosa y fisurada longitudinalmente con el pasar del tiempo.

Las hojas, agrupadas en la extremidad de las ramas sobre un pecíolo largo 5-8 cm, son opuestas, palmado-compuestas, normalmente con 5-7 hojitas de elípticas a obovadas con ápice puntiagudo y márgen a veces ligeramente serrado hacia el ápice en las plantas adultas, ineteramente serrado en las jóvenes, de 3-15 cm de largo y 2-9 cm de ancho, coriáceas y pubescente, especialmente en su faz inferior, de color verde oscuro.

Las inflorescencias, que aparecen antes de la emisión de las hojas, son panojas corimbiformes terminales, densas, largas 9-12 cm llevando hasta 80 flores con cáliz campanulado tomentoso, largo 0,5-0,8 cm, y corola imbutiforme, larga 4-6 cm y ancha 3-4 cm, con cinco lóbulos con bordes ondulados, de color del rosa lavanda al púrpura claro con garganta amarilla que vira con el tiempo al rosa oscuro, existen raros ejemplares con flores blancas.

El fruto es una cápsula coriácea, glabra, dehiscente (que se abre espontáneamente en su madurez) cilíndrica, larga 25-40 cm y ancha 1,5-2 cm, conteniendo numerosas semillas aplanadas aladas, largas 2,5-5 cm y anchas 1-1,5 cm (comprendidas las alas) que se dispersan con el viento.

Las inflorescencias terminales aparecen antes que las hojas deciduas © Giuseppe Mazza

Las inflorescencias terminales aparecen antes que las hojas deciduas © Giuseppe Mazza

Se reproduce generalmente por semilla, que tiene una germinabilidad de aproximadamente tres meses, en sustrato orgánico arenoso mantenido húmedo a 22-24 ºC de temperatura, con tiempos de germinación de 2-3 semanas y crecimiento veloz, pudiendo superar 3 m en dos años en las mejores condiciones de cultivación, luego lenta, con la primera floración a partir del tercer-quinto año de edad.

Especie de gran valor ornamental cuando está en floración, muy utilizada en parques y jardines y en las arboledas callejeras en las zonas de clima tropical y subtropical, se puede intentar la cultivación en las zonas de clima templado cálido, donde plantas adultas pueden soportar por breve período temperaturas de hasta cerca -4 ºC.

Requiere para crecer mejor una exposición en pleno sol y no es particularmente exigente en cuanto al suelo, siempre que sea drenante, plantas bien enraizadas pueden soportar períodos de sequía, en particular al finalizar el invierno, que favorece una abundante floración.

La madera, de color amarillenta, dura, pesada (cerca 960 kg/m3) y rica en taninos, es utilizado en las construcciones civiles y navales, ya sea para obras internas o externas, siendo muy resistente a los agentes atmosféricos y a los parásitos xilófagos, también se utiliza para muebles preciados y utensilios. La corteza interna es utilizada en la medicina tradicional para varias patologías, si bien presenta muchas contraindicaciones y puede ser tóxica también en bajas dosis.

Sinónimos: Tecoma impetiginosa Mart. (1843); Tabebuia avellanedae Lorentz ex Griseb. (1879); Tabebuia palmeri Rose (1891); Tecoma adenophylla Bureau & K.Schum. (1897); Gelseminum avellanedae (Lorentz ex Griseb.) Kuntze (1898); Tecoma avellanedae (Lorentz ex Griseb.) Speg. (1910); Tabebuia nicaraguensis S.F.Blake (1917); Tecoma integra (Sprague) Hassl. (1917); Tabebuia dugandii Standl. (1933); Tabebuia impetiginosa (Mart. ex DC.) Standl. (1936); Handroanthus avellanedae (Lorentz ex Griseb.) Mattos (1970); Tabebuia schunkevigoi D.R.Simpson (1972).

 

→ Para apreciar la biodiversidad dentro de la familia de las BIGNONIACEAE y encontrar otras especies clicar aquí.