Taxus baccata

Familia : Taxaceae

EUGENIO-2.gif
Texto © Eugenio Zanotti

 


Traducción en español por el Dr. José Campos

 

Taxus baccata, Taxaceae, tejo

El Taxus baccata crece muy lento, pero puede superar los 20 m de altura y los 2000 años de edad © Giuseppe Mazza

El género Taxus incluye alrededor de diez especies (consideradas por algunos autores como especies geográficas) de árboles y arbustos del hemisferio norte.

El tejo (Taxus baccata L. 1753) presenta una distribución paleotemplada (rango euroasiático en sentido amplio y norte de África), que incluye gran parte de Europa excepto el extremo norte, hacia el sur hasta Argelia y al este hasta Irán.

Su área de distribución se ha reducido considerablemente a lo largo de los siglos debido a la intensa tala realizada en el pasado por su preciada madera, muy elástica y resistente, adecuada para fabricar arcos y flechas, pero también debido a su toxicidad, por el grave peligro para el ganado, en particular bovinos y equinos, y para los cérvidos.

Un caballo puede morir rápidamente después de ingerir 100-200 gramos de hojas frescas de tejo.

Aún se discute la etimología del nombre genérico Taxus: según algunos autores debe provenir del griego «taxon», que significa «flecha envenenada», y el nombre de árbol de la muerte procede justamente de su empleo en la fabricación de dardos venenosos y de su notable toxicidad, además del hecho de que era plantado en los cementerios; según otros procede del griego «toxon», venenoso; otros afirman que se refiere al griego «taxis», es decir, fila, por la disposición regular de las hojas en las ramas a modo de doble peine.

El nombre específico baccata significa «hecho de perlas, de bayas», por los numerosos frutos que producen los ejemplares femeninos.

El tejo, o árbol de la muerte, es un árbol de hoja perenne, no resinoso, muy longevo (hasta 2100 años de edad), con crecimiento muy lento, de mediano tamaño, en promedio de 10 a 15 metros de altura, a veces hasta 20 (<22) metros, y que desarrolla troncos de un notable diámetro.

Es un árbol a menudo policórmico, es decir, con varios troncos que surgen de la base, de aspecto tupido, con largas ramas principales separadas y alternas, formando una copa amplia y extendida de forma ovado-piramidal. El tronco, a menudo irregular y acanalado, tiene la corteza de color marrón rojizo a gris oscuro, al principio suave pero que con la edad se desprende en placas delgadas e irregularmente poligonales o en tiras más o menos patentes o rizadas. Tiene un sistema radicular robusto, expandido, pero no muy profundo.

El ejemplar italiano más viejo se encuentra en Cerdeña, en la localidad de Marzari, Urzulei, provincia de Nuoro, para el que se ha estimado una edad de 2000 años; mide 15 m de altura y posee un tronco con una circunferencia de más de 5 m.

Taxus baccata, Taxaceae, tejo

A menudo policórmico, tupido, tiene un típico tronco pardo rojizo cuya corteza se va desprendiendo © G. Mazza

Es una planta dioica con hojas dispuestas en dos filas opuestas en ramitas irregularmente alternas, de color verde oscuro por el haz y verde-amarillento por el envés, con dos franjas de estomas, de lámina no rígida, aplanada, linear o un poco falcada, de 2 x 15-25 (35) mm, con márgenes algo revolutos, brillante en su cara superior, aguda pero no punzante.

En marzo-abril (mayo) las plantas masculinas emiten nubes de polen que transporta el viento (polinización anemófila). Los órganos masculinos son numerosos, formados por pequeños amentos axilares, globosos, amarillos, con 5-8 escamas peltadas; los femeninos, solitarios o en parejas, gemiformes, con un óvulo semidesnudo, situados bajo las ramitas, con frutos que maduran en un año, son arilos de 6-7 mm, con una sola semilla de forma ovoide, dura, de color marrón amarillento a marrón verdoso oscuro, venenosa; la pulpa mucilaginosa, de color rojo escarlata (amarilla en la variedad lutea), tiene forma de copa (urceolada) y es la única parte del árbol que carece de sustancias venenosas y tiene un sabor dulce.

En la naturaleza, el tejo vive a menudo en bosques sombríos con acebos, hayas y abetos, preferiblemente en suelos calcáreos de (300) 800 a 1600 (1800) m de altitud. Especies mesófila, indiferente a la luz (de heliófila a esciófila), que requiere una alta humedad atmosférica y suelos frescos, incluso calcáreos y superficiales. Es un árbol a menudo cultivado en parques, jardines y cementerios. Varias especies de aves se alimentan ávidamente de sus bayas y aseguran la dispersión de sus semillas.

Los numerosos cultivares de Taxus baccata difieren en el hábitat, los caracteres foliares y el color de la pulpa de las bayas. Dada la densidad de su follaje, su longevidad y su resistencia a las enfermedades, a la contaminación y a las podas periódicas, se cultiva ampliamente en los grandes parques y en los jardines italianos donde, mediante el arte topiario, adquiere las formas más diversas.

A veces, se han introducido también en Europa especies exóticas como Taxus brevifolia (tejo del Pacífico), Taxus canadensis (tejo canadiense), Taxus chinensis (tejo chino), Taxus cuspidata (tejo japonés), Taxus floridiana (tejo de Florida), Taxus globosa (tejo mejicano), Taxus sumatrana (tejo de Sumatra) y Taxus wallichiana (tejo del Himalaya).

Taxus baccata, Taxaceae, tejo

Toda la planta es venenosa, excepto los frutos. Es una especie dioica, con ejemplares macho o hembra © G. Mazza

El tejo estaba más extendido en tiempos prehistóricos -se considera una especie relicta de la flora preexistente de las glaciaciones cuaternarias (relicto arctoterciario)- y posteriormente retrocedió debido al empeoramiento de las condiciones climáticas. En el centro y norte de Europa se encuentra extendido en la vegetación de tierras bajas, mientras que en las regiones del sur tiende a retirarse a las montañas, prefiriendo barrancos, arroyos, gargantas y laderas empinadas de valles sombríos, especialmente en sustratos carbonatados. La reproducción puede ser por semilla (que germina sólo en el segundo año tras la siembra) o, para las variedades, por esquejes. Requiere unos 200 años para alcanzar su desarrollo completo.

La madera del tejo tiene la albura delgada, de color blanco-amarillento, y el duramen de color que varía del marrón anaranjado al rojo púrpura, con anillos anuales delgados y bien diferenciados; éste es pesado (densidad 760 kg por metro cúbico), muy duro, homogéneo y de grano muy fino, a veces moteado, fuerte y elástico, resistente, duradero y, en consecuencia, muy apreciado para tornería y ebanistería; si se trata con sales de hierro se vuelve negro como el ébano.

Los hombres primitivos usaron esta madera para construir palafitos, además de para fabricar picas, lanzas, arcos y flechas (el arco y el mango del hacha de la famosa momia de Similaun se obtuvieron precisamente de una rama de tejo). Los largos y famosos arcos ingleses utilizados también en la batalla de Agincourt, que marcaron el final de la caballería feudal francesa, estaban hechos con madera de tejo. Los antiguos egipcios obtenían de él tablas para hacer sus sarcófagos. En la antigua Roma se sacrificaban a Hécate, diosa del inframundo, toros negros adornados con frondosas ramas de tejo, árbol consagrado a ella.

La planta está vinculada al simbolismo del inframundo y así lo atestigua Ovidio, según el cual el camino que conduce al mundo de los muertos está bordeado de tejos. La asociación con la muerte se inspira en el color verde oscuro de las hojas, de la corteza y de la madera rojiza y especialmente de su toxicidad. Debido a su follaje perenne y a su longevidad, este árbol (al igual que el ciprés) se ha convertido en símbolo de inmortalidad.

Taxus baccata, Taxaceae, tejo

En primavera, los ejemplares masculinos emiten nubes de polen que confían al viento © Giuseppe Mazza

Todas las partes de la planta, excepto la pulpa de los frutos, contienen taxina, un alcaloide terpénico tóxico con acción anestésico-narcótica capaz de causar asfixia y parálisis cardíaca, además de los glucósidos taxicantina y taxifilina, los alcaloides milosina y efedrina, y los biflavonoides ginkgetina y esciadopitisina.

En el pasado, sus preparados se usaban como cardiotónicos, antiepilépticos, antiasmáticos, antirreumáticos, purgantes, emenagogos y abortivos, pero debido a su fuerte toxicidad, su empleo se ha abandonado. La intoxicación causa vómitos y diarrea coleriforme, alteraciones nerviosas como midriasis y agudeza visual, depresión, disnea, hipotensión, braquicardia y, finalmente, convulsiones, colapso cardiovascular y coma.

A pesar de su extrema toxicidad, se ha demostrado que el taxol, extraído de la corteza de Taxus brevifolia, es efectivo en el tratamiento de varios tipos de carcinomas (de mama, pulmonar, de ovario, melanoma y leucemia) al inhibir la división celular (mitosis). Inspirándose en la estructura química del taxol, potente antitumoral pero de difícil obtención, los investigadores están tratando de producir una familia de fármacos sintéticos de igual eficacia. Utilizado para tratar también a pacientes con carcinomas de la región cabeza-cuello, de próstata y de estados avanzados del sarcoma de Kaposi, el taxol se utiliza hoy en día también para prevenir la reestenosis (estrechamiento de la arteria coronaria).

La preparación comercial (Paclitaxel) se ha reemplazado recientemente por el docetaxel, semisintético, extraído de las hojas de Taxus baccata y particularmente efectivo en el tratamiento del cáncer de mama metastásico resistente a antraciclinas.

La pulpa del arilo (cuidadosamente liberada de la semilla y de las posibles hojas y otros residuos de partes verdes) es rica en sustancias mucilaginosas y se emplea en medicina popular para tratar las enfermedades bronquiales.

Taxus baccata, Taxaceae, tejo

Los ejemplares femeninos esperan el polen con estructuras gemiformes, solitarias o emparejadas, que en un año producen arilos rojos de 6-7 mm con una única semilla. La madera es pesada, muy dura, homogénea y de grano fino © Giuseppe Mazza

Sinónimos:  Taxus baccata var. variegata Weston (1770); Taxus baccata Thunb. (1784); Taxus nucifera Wall. (1824-26); Taxus fastigiata Lindl. (1829); Taxus baccata var. erecta Loudon (1838); Taxus baccata var. dovastoniana Leight. (1841); Cephalotaxus tardiva Siebold ex Endl. (1847); Taxus baccata var. lutea Endl. (1847); Taxus baccata var. elegantissima C. Lawson (1851); Taxus baccata var. pyramidalis C. Lawson (1851); Taxus parvifolia Wender. (1851); Taxus recurvata C. Lawson (1851); Taxus tardiva (Siebold ex Endl.) C. Lawson (1851); Taxus adpressa Carrière (1855); Taxus baccata f. expansa (Carrière) Rehder (1855); Taxus disticha Wender. ex Henkel & Hochst. (1865); Taxus communis var. pyramidalis (hort. ex Ravenscr., C. Lawson & et al.) Nelson (1866); Taxus baccata f. xanthocarpa Kuntze (1867); Taxus nepalensis Jacquem. ex Parl.(1868); Verataxus adpressa (Carrière) Carrière (1867); Taxus baccata var. Dovastonii-aurea Sénécl. (1868); Taxus columnaris K.Koch (1873); Taxus expansa K.Koch (1873); Taxus jacksonii K.Koch (1873); Taxus baccata var. dovastonii-variegata Gordon (1875); Taxus empetrifolia Gordon (1875); Taxus baccata Erecta Boiss. (1878); Taxus baccata f. elegantissima (C.Lawson) Beissn. (1887); Taxus baccata f. pyramidalis (C. Lawson) Beissn. (1887); Taxus baccata Dovastonii Stev. (1887); Taxus baccata ‘Dovastoniana’ Stev. (1887); Taxus baccata ‘Dovastonii Aureo-variegata’ Stev. (1887); Taxus baccata fo. pendula-graciosa (Overeynder) Beissn. (1891); Cephalotaxus adpressa Beissn. (1891); Taxus baccata var. dovastonii-aureovariegata Beissn. (1891); Cephalotaxus brevifolia Beissn. (1891); Taxus elvastonensis Beissn.(1891); Taxus baccata ‘Ceshuntensis’ Nutt. Ex Torr. & A. Gray (1895); Taxus baccifera Theophr. ex Bubani (1897); Taxus baccata ‘Lutea’ A.W. Wood (1897); Taxus baccata fo. aurea (J.Nelson) Pilg. (1903); Taxus baccata fo. erecta (Loudon) Pilg. (1903); Taxus baccata fo. glauca (Jacques ex Carrière) Beissn. (1903); Taxus aurea K.Koch (1906); Taxus baccata var. prostrata Bean (1916); Taxus baccata fo. ericoides (Carrière) Pilg.(1916) pubbl. (1917); Taxus baccata var. macrocarpa Lavallée (1916) pubbl. (1917); Taxus pyramidalis (hort. ex Ravenscr., C. Lawson & et al.) Severin (1926); Taxus baccata var. pendula-overeynderi Fitschen (1930); Taxus baccata var. cavendishii Hornibr. (1932); Taxus baccata ‘Adpressa Striata’ Pursh (1939); Taxus baccata fo. dovastoniana (Leight.) Rehder (1945); Taxus baccata fo. lutea Rehder (1949); Taxus baccata fo. repandens (Parsons) Rehder (1949); Taxus baccata fo. semperaurea (Dallim.) Rehder (1949); Taxus baccata fo. stricta (C.Lawson) Rehder (1949); Taxus baccata ‘Procumbens’ J. W. Moore (1959); Taxus baccata ‘Fastigiata Variegata’ Steyerm. (1965).

 

→ Para apreciar la biodiversidad dentro de la familia de las TAXACEAE clicar aquí.