Crataegus monogyna

Familia : Rosaceae

EUGENIO-2.gif
Texto © Eugenio Zanotti

 


Traducción en español por el Dr. José Campos

 

El Majuelo (Crataegus monogyna Jacq., 1775), también llamado espino albar o espino blanco, es una especie hermosa, especialmente en el período de floración y maduración de los frutos, con distribución paleotemplada: oeste, centro y sur de Europa, Oriente Próximo y norte de África.

El género Crataegus, quizás acuñado por el gran científico griego Teofrasto, toma su nombre del término griego «kratos», fuerza, por la dureza de su madera, la tenacidad de este género de plantas y su longevidad y de «àigon», de las cabras, es decir, que da fuerza a las cabras.

Los antiguos griegos indicaban con este nombre al acerolo (Crataegus azarolus L., 1753). El nombre de la especie monogyna significa: «con un solo pistilo», del griego «monos», uno y «gynè», hembra. El género incluye más de 200 especies distribuidas en el hemisferio norte, especialmente en América del Norte.

El área de distribución de Crataegus monogyna en Europa abarca desde la Península Ibérica hasta Inglaterra, Escandinavia y Grecia, hasta el límite con Asia Menor. Desde el llano sube hasta 1200 m. de altitud, alcanzando en las regiones más cálidas incluso 1500 m s.n.m. Se encuentra en matorrales, setos, bosques xerófilos degradados, bosques abiertos termófilos y submesófilos y bosques riparios.

Crataegus monogyna, Rosaceae, Majuelo

Crataegus monogyna alcanza los 6 m de altura. Tiene numerosas propiedades medicinales © Giuseppe Mazza

Sin duda, merecería una mayor difusión, como otras plantas espontáneas, en nuestros jardines en reemplazo de muchas especies exóticas completamente desconectadas de nuestro paisaje. En el lenguaje de las flores, el majuelo es el símbolo de la prudencia, pero en la antigua Grecia y Roma era augurio de esperanza, matrimonio y fertilidad.

El majuelo es un arbusto o arbolito caduco, espinoso, de hasta 5-6 m de altura, con copa ancha e intrincada; ramas fuertes y tortuosas; espinas largas y fuertes, derivadas del ápice de las ramitas. Yemas de globosas a angulosas, a menudo situadas en el ápice de braquiblastos.

Hojas caducas, pecioladas, alternas (o sub-opuestas), con limbo coriáceo de 3-5 cm de largo, más claras por el envés, obovado-romboidales, más o menos profundamente lobuladas, con 3-5 (7) lóbulos, con margen sinuoso-crenado o groseramente dentado, excepto en la parte basal. Inflorescencias en corimbos con pedúnculos rectos y verdes.

La floración ocurre desde finales de marzo hasta mayo. Corola con 5 pétalos suborbiculares, blancos, con un olor desagradable que recuerda al arenque (probablemente el olor atrae insectos necrófagos y asegura la polinización). El fruto es un pomo ovalado o globoso, de 6-9 mm, rojo coral, con pulpa harinosa con un sabor ligeramente dulce, y una sola semilla amarilla. Algunos ejemplares de majuelo son célebres y aparecen en la literatura, como el del condado de Norfolk en Inglaterra, o el de Bouquetot en Francia, que han superado los cinco siglos de edad y los 2 metros de diámetro.

Su madera es muy apreciada: de color claro, con tonalidades amarillo-rosadas, compacta, dura, de grano muy fino y buscada por torneros y ebanistas. Las ramitas tienen un alto poder calorífico y se usan en los hornos de pan. Desde el punto de vista naturalista y forestal, el majuelo es una especie útil para enriquecer el sotobosque y formar setos a la vez que sus frutos sirven de alimento a la vida silvestre (consumidos también por el ser humano y ricos en vitamina C) durante el invierno y hospeda numerosas especies de insectos con los llamativos lepidópteros Aporia crataegi, Iphiclides podalirius y Eudia pavonia.

Muy similar al majuelo es otro espino silvestre (Crataegus laevigata Poiret DC, 1825, también conocido como Crataegus oxyacantha L, 1753 y con el sinónimo de Crataegus oxyacanthoides Thuill, 1779), con distribución centroeuropea (subatlántica), una especies más umbrófila frecuente en robledales y bosque cerrados, que se distingue por tener 2-3 estilos y 2-3 semillas, limbo foliar con solo 1-2 incisiones poco profundas y lóbulos denticulados por todo el margen. Los híbridos entre las dos especies también son frecuentes (Crataegus × media).

Crataegus monogyna, Rosaceae, Majuelo

A diferencia de Crataegus oxyacantha, los frutos tienen una sola semilla © G. Mazza

El espino se multiplica principalmente por semilla, tratada adecuadamente para acelerar la germinación (en la naturaleza, esta operación está aseguradaa por el tracto digestivo de las aves que se alimentan de la pulpa y expulsan la semilla con las heces propagando así la especie).

En herboristería se usan principalmente las flores, que se cosechan al comienzo de la floración (período balsámico), pero también se usan la corteza y las frutas.

Los principales componentes químicos de las flores son los flavonoides (rutina, hiperósido, vitexina-ramnósido) y las relacionadas proantocianidinas. Los glucósidos de flavonol presentes en las inflorescencias están representados principalmente por rutina, hiperósido y espirósido.

Los principales derivados flavonoides presentes en las hojas son epicatequina y/o catequina y las relacionadas procianidinas.

También se ha demostrado la presencia de ácidos fenólicos simples (p. ej., ácidos clorogénico y cafeico).

Entre los constituyentes no fenólicos hay compuestos característicos como los triterpenos pentacíclicos (por ejemplo, ácidos oleanólico y ursólico) y el derivado 2-hidroxi del ácido oleanólico o ácido crataególico.

Estos principios activos dan a las preparaciones de esta especie propiedades cardiotónicas, cardiosedativas, vasodilatadoras periféricas y coronarias, equilibrantes del corazón, hipotensoras, antiespasmódicas (flores) y febrífugas (corteza).

En fitoterapia, las preparaciones a base de flores se usan en los trastornos de hipotensión e hipertensión, en la neurosis cardíaca, en las palpitaciones y en la ansiedad derivadas de la menopausia, el insomnio, las emociones, el estrés, los desequilibrios neurovegetativos, la arteriosclerosis, la insuficiencia coronaria y la angina de pecho. Su acción también es útil en diversos trastornos nerviosos y mareos. El extracto o la decocción de majuelo es antibacteriano contra Shigella flexneri, Shigella sonneni, Proteus vulgaris y Escherichia coli.

Sugerimos dos preparaciones simples, como la Miel, sedante del corazón en palpitaciones y en los estados angustiados de la menopausia, en los desequilibrios neurovegetativos: la punta de un cuchillo de flores pulverizadas mezcladas con una cucharadita de miel milflores. Consumir tres veces al día. Para favorecer el sueño se prepara una infusión con una cucharadita de flores en una taza de agua. Dejar en infusión durante un cuarto de hora; para los niños agregue un poco de miel, para los adultos una cucharada de aguardiente o brandy, beber antes de acostarse.

Basiónimo: Mespilus monogyna (Jacq.) Att. Fl. Pedem. 2: 141 (1785).

Sinónimos: Crataegus triloba Poir. (1789); Crataegus insegnae (Tineo ex Guss.) Bertol. (1850-51); Crataegus azarella (Griseb.) Franco (1968).

 

→ Para apreciar la biodiversidad dentro de la familia de las ROSACEAE clicar aquí.

  

error: Content is protected !!